ultimos

Marcel Dettmann inicia el curso en Mondo Disko

Septiembre es un mes convulso. Dejar atrás el verano y volver a sumegirse en la rutina es un proceso cada año más costoso y deprimente. Para ello es necesario tener incentivos, y Mondo Disko bien lo sabe con la programación que ha preparado. Primera e ineludible parada: Marcel Dettmann. El ya legendario representante de la Meca del Techno, siendo residente de Berghain durante más de quince años hasta la fecha, se presentaba en la capital con una trayectoria tan envidiable como dilatada y un reciente cierre en Dreambeach junto a su compiBen Klock que hizo las delicias de los miles de amantes del Techno de nuestro país. Y esperaba repetir gesta en un dilatado set de cerca de cuatro horas.
marcel2
Cuando accedimos al céntrico club ya estaba Regal sirviendo un warm-up extraordinario al invitado principal de la noche, con un sonido contundente y noventero muy atractivo. Puntualmente a las 2:30 dejó paso a una figura de aspecto vikingo (lo cierto es que el tío es enorme) que llevaba ya un largo tiempo degustando la calidad del español a los platos. Y ahora viene lo complicado.
marcel1
Y digo complicado porque no tengo muy claro cómo valorar los sentimientos contradictorios que me dejó la actuación del teutón. Objetivamente fue una sesión ejecutada sin errores, un viaje de menos a más. Subjetivamente (ya fuere por cansancio, sobriedad o que el zumo de por la mañana tenía menos vitaminas) y a pesar de las ganas que tenía de verle, nunca me llegué a subir del todo al convoy que Marcel comandaba. Y es una pena. Sonidos metálicos y siderales se conjugaban con otros más percusivos y un bombo laxo y ahogado, que con el paso de las horas fue saliendo a flote ganando en contundencia. Transiciones muy largas, cuya linealidad era alterada por leves matices. Techno en crudo. Finalmente, con un público rendido al Dj y tras darme unos bailes intermitentes al son del potente juego de focos y lásers, puse rumbo a casa con un sabor agridulce de no saber jugar correctamente con las reglas del de Ostgun Ton. Bien jugado Marcel Dettmann, supongo. Una cosa está clara… habrá revancha.
marcel4

Author image
Arquitecto y comunicador, más madrileño que el oso y el madroño. Obseso de la buena música en general y de la electrónica en particular, de toda. Beatsoupero desde pequeñito. CEO.
Madrid